dedos en martillo

Dedos en martillo. Causas, síntomas y tratamiento.

¿Qué son los dedos martillo?
El dedo martillo o dedo en garra es una deformidad menor del pie, recibe ese nombre por la forma que adquieren los dedos, el extremo está doblado hacia abajo en una posición flexionada similar a la forma de un martillo. Pueden presentarse de manera aislada o asociada a otras deformidades en el pie. En la mayoría de los casos el dedo del pie en martillo afecta al segundo dedo sin embargo también puede afectar al resto de dedos del pie. Del 2 al 20% de la población sufre esta patología.

Dedo martillo

Dedo martillo

Causas
Esta deformidad ocurre principalmente por un desequilibrio muscular, en el que el músculo flexor largo de los dedos está acortado o existe una mayor fuerza flexora con respecto de la extensora, por lo que se modifica progresivamente la estrucutra del pie hacia la posición de flexión. Además, hay que tener en cuenta que el uso de tacones y calzado estrecho puede aumentar esta deformidad.
Otras posibles causas:

-Poliomelitis
-Traumatismos
-Artritis
-Hereditario

Síntomas
Por lo general estas deformidades son asintomáticas. Los síntomas o signos más comunes son los siguientes:
-Dolor o irritación en las cabezas de las falanges.
-Callos (acumulación de piel) en la parte superior del dedo del pie y/o en la planta que se forma por la constante fricción contra el zapato.
-Inflamación, eritemas o enrojecimiento.
-Caminar o usar zapatos puede resultar doloroso.
-En algunos casos las callosidades pueden abrirse y se pueden formar ulceraciones, algo a tomar muy en cuenta en personas con pie diabético, para evitar posibles complicaciones.

Dolor pie

Dolor pie

Pruebas y exámenes
Un examen físico del pie confirmará si usted tiene dedo del pie en martillo.

¿Se puede corregir un dedo en martillo?
Cuando la deformidad es muy severa, se observa mucha rigidez y el dolor es incapacitante para la vida diaria debe ser corregido mediante cirugía. Previa consulta con un especialista se puede optar por la extirpación de callosidades o la protección local de las zonas afectadas con almohadillas. Analgésicos para el dolor, frío local y antiinflamatorios para aliviar la sintomatología.
No abusar del calzado con punta estrecha o tacón alto es vital en este momento, para evitar la progresión de la deformidad.

Dolor por calzado inadecuado

Dolor por calzado inadecuado

Tratamiento
Algunas recomendaciones si padeces dedo en martillo son:
-Usar calzado de tamaño apropiado, zapatos amplios y cómodos.
-Evitar, en los posible, tacones altos.
-Proteger las callosidades de la fricción.
-Usar zapatos con plantillas suaves para aliviar la presión sobre el dedo del pie.
-Realizar ejercicios y estiramientos para mantener y ganar flexibilidad en el pie. Arrugar una toalla con los dedos de los pies puede ayudar a estirar la musculatura intrínseca del pie.
-Relajación de la musculatura, en especial de la fascia plantar.

Estiramientos pie

Estiramientos pie

Pronóstico
Si la afectación se trata de manera temprana, a menudo se puede evitar la cirgía. El tratamiento reducirá el dolor y los problemas para caminar.